<
>

Toda la actividad de la Semana 13 de la NFL, al momento

play
División Norte de la AFC acaparó lo mejor del mediodía en la Semana 13 (1:51)

Raúl Allegre analiza los triunfos de Ravens y Steelers, además de las sorpresiva victorias de Bengals y Dolphins. (1:51)

La Semana 13 nos regaló, entre otras cosas, el choque entre los mejores dos equipos de la NFL, así como la primera victoria para el equipo que todavía no ganaba en la campaña, como parte de su primera tanda dominical. Por la tarde, las palizas fueron la tendencia. Finalmente, en la noche, el Leviatán de las últimas dos décadas empezó a mostrar vulnerabilidades en la armadura, nuevamente.

Aquí, lo más importante:

New England Patriots en Houston Texans
Partido dominado de principio a fin por los locales, la real distancia entre estos dos equipos en el partido de la noche fue más amplia de lo que aparenta el marcador de 28-22. Deshaun Watson se lució en el mismo plan estelar que lo tuvo en conversaciones como Jugador Más Valioso, mientras que al lado contrario fue una noche absolutamente frustrante para un Tom Brady que no tuvo armas suficientes en la noche. Para ser un equipo de 10 triunfos en el año, los Pats lucieron realmente vulnerables esta noche en Houston.


Los Angeles Rams en Arizona Cardinals
Pesadilla absoluta para Kyler Murray y los Cardinals en casa, cediendo ante los Rams por 34-7 una de las victorias más sencillas para los angelinos en el año. Sí, los Rams venían de ser humillados en horario estelar y buscaban quién se las pagara, pero lo de Arizona esta tarde fue totalmente inefectivo e ineficiente. El número de acarreos para David Johnson invita a pensar que su tiempo en el desierto se ha acabado, con la llegada de Kenyan Drake.

Los Angeles Chargers en Denver Broncos
Victoria para Denver en el debut de NFL de Drew Lock, su recluta de segunda ronda, aunque a estas alturas ya sabe a poco con la temporada perdida. Los Broncos no consiguieron mover el balón por tierra, como ha sido durante gran parte de la campaña, pero Lock sí encontró algo de ritmo por aire, con dos pases de anotación. Al otro lado, Rivers sumó una intercepción más a su cuenta en el tropiezo por 23-20. De algún modo, los Chargers volvieron a encontrar la manera de perder un partido en el que, por lo menos, tenían asegurada la prórroga gracias a una interferencia de pase.

Oakland Raiders en Kansas City Chiefs
Paliza se llevaron los Raiders en su visita a Arrowhead donde encontraron, quizás, a una de las mejores versiones de los Chiefs que hemos visto en el año. Patrick Mahomes se mostró más confiado que en semanas previas, e incluso se aventuró por tierra para conseguir touchdown. Los playoffs se van alejando de Oakland. Lo más preocupante, sin embargo, que no hayan podido anotar un solo punto hasta el cuarto periodo en la derrota por 40-9.


New York Jets en Cincinnati Bengals
Se dice en la NFL que es casi tan difícil irse sin ganar un partido toda la semana, que terminar sin derrotas. Los Jets se aseguraron de que Cincinnati no hiciera lo primero, esta tarde, cayendo por 22-6 ante unos Bengals que llegaron al partido con registro de 0-11. Fue una victoria significativa, sobre todo, para el veterano Andy Dalton, quien regresó a la alineación titular después de haber sido enviado a la banca por el novato Ryan Finley. Eso sí, Cincy mantiene la punta en la otra carrera, la competencia por el primer turno global del siguiente draft.

Tennessee Titans en Indianapolis Colts
Tennessee, probablemente el equipo que mejor está jugando en la AFC Sur, le dio continuidad a su buen momento con una victoria crítica sobre los Colts que los acerca a la posibilidad de reaparecer en la postemporada. Partidos redondos de Ryan Tannehill y Derrick Henry fueron la clave de la victoria por 31-17, así como las dos intercepciones que consiguieron contra Jacoby Brisett. La derrota eleva la presión sobre Indy en el último tramo de la campaña, si es que quieren jugar en enero.

Philadelphia Eagles en Miami Dolphins
Miami dio una de las grandes campanadas de la jornada, utilizando para ello una de las mejores jugadas de truco que hemos visto en la presente temporada. El receptor DeVante Parker dio el partido que nunca había dado en Miami, para la victoria por 37-31. Al final, sin embargo, los Eagles mantienen de cierta manera el paso con los Dallas Cowboys en la competencia por la corona de la NFC Este, y con ello, el boleto de playoffs, tras los resultados del Día de Acción de Gracias.

Green Bay Packers en New York Giants
Bajo una nevada que recordó más el clima de Lambeau Field que de MetLife Stadium, los Packers tuvieron un día relativamente tranquilo en su visita a la Gran Manzana, con Aaron Rodgers lanzando cuatro pases de anotación en la paliza por 31-13 sobre unos Giants que desde hace tiempo ya están pensando en la temporada del año entrante. Esta tarde, fueron tres intercepciones para el quarterback novato de New York, Daniel Jones, en una de sus peores salidas como profesional.

Cleveland Browns en Pittsburgh Steelers
La última vez que estos dos se enfrentaron, nos regalaron un penoso espectáculo que culminó en la suspensión indefinida de Myles Garrett en lo que había sido triunfo de Cleveland. Ahora, la revancha fue para los Steelers, quienes bajo el mando del quarterback novato Devlin Hodges, en su segundo inicio de la campaña, mandó a Pittsburgh a un triunfo de 20-13 que lo mantiene vivo en la carrera de por la postemporada. Mientras tanto, Mason Rudolph, una de las partes instigadoras en la pelea del partido pasado, solo pudo mirar desde la banca, luego de perder su puesto titular.

Washington Redskins en Carolina Panthers
Kyle Allen lanzó dos pases de anotación en el primer cuarto, y después se apagó casi por completo la ofensiva de los Panthers, dejándose rebasar por unos Redskins que encontraron buen balance en su backfield con Derrius Guice y Adrian Peterson. Fue un partido apretado, pero Washington sacó el resultado, 29-21, que prácticamente deja fuera de combate a Carolina de cara a la postemporada.

Tampa Bay Buccaneers en Jacksonville Jaguars
Como si hiciera mayor evidencia a lo largo de la historia reciente de la NFL, Nick Foles se convierte en el ejemplo más reciente de que ir a entregarle un montón de dinero al quarterback suplente de otro equipo no resuelve en automático los problemas en la posición. Foles fue enviado a la banca después de una primera mitad desastrosa, y reemplazado por Gardner Minshew, novato sensación de Jacksonville. Fue muy poco, muy tarde para los Jags, que nunca se recuperaron de una amplia desventaja tras los dos primeros periodos, cayendo finalmente por 28-11 ante los Buccaneers.

San Francisco 49ers en Baltimore Ravens
El mejor partido de la jornada, se vivió a través de dos momentos. De inicio, ambos equipos fueron capaces de correr el balón con eficiencia e hicieron moverse el marcador. Después, el partido se convirtió en una batalla defensiva, con Baltimore necesitando de un gol de campo de 49 yardas de Justin Tucker en los últimos instantes para asegurar el triunfo, por 20-17, y confirmarse como el mejor equipo del momento en la NFL.