<
>

¿Este es el mejor trabajo como entrenador de Bill Belichick con los Patriots?

¿Dónde se ubica la hazaña de alcanzar la postemporada con un quarterback novato luego de un inicio 2-4 en el historial del coach de New England?

FOXBOROUGH -- La acción todavía no había comenzado en el último partido de la temporada regular de los New England Patriots contra los Miami Dolphins cuando el analista de CBS, Jay Feely, compartió su opinión de la inesperada posición en la que se encontraba el equipo, con 10 victorias y un lugar asegurado en los playoffs.

"Este es el mejor trabajo como entrenador en jefe que ha hecho Bill Belichick. El mejor coach de todos los tiempos, pero creo que este año él y [el coordinador ofensivo] Josh McDaniel han hecho un trabajo fenomenal", declaró Feely.

La temporada 2021 de Belichick tiene mucha competencia --su currículum es muy impresionante, después de todo-- sin embargo, el analista de ESPN, Damien Woody, puede entender por qué Feely cree eso.

Belichick lleva a sus Patriots (10-7) al duelo de la Ronda de Comodines del sábado contra los Buffalo Bills (11-6) habiéndose ganado el respeto de muchos alrededor de la NFL, como su ex liniero ofensivo.

"Se podía decir que este es el mejor trabajo que ha hecho", declaró Woody, quien jugó para los Patriots de 1999 al 2003. "Sale y firma una gran cantidad de agentes libres en la temporada baja. Después recluta en el draft a Mac Jones y procede a armar ese equipo. No es fácil mezclar un grupo de agentes libres y preparar un quarterback novato para entrar en esa cultura. Poder hacer eso y llevar a ese equipo de vuelta a la postemporada, ese es un muy buen trabajo de entrenador".

El ex mariscal de campo suplente de los Patriots, Scott Zolak, analista de radio del equipo, destacó esos obstáculos cuando analizó qué hace el trabajo como entrenador de Belichick en el 2021 tan único en comparación con los del pasado.

"Están gratamente sorprendidos por dónde están. Bill no lo admitiría, pero creo que están adelantados", señaló. "Tal vez el próximo año estén pensando en los playoffs, mientras este año están pensando en 'encontrarse a sí mismos, recargarse, empapar al quarterback' y después poner las cosas en marcha".

Sin embargo, hay un área que ha sido problemática.

"Los errores de los equipos especiales son sorprendentes", expresó Zolak, refiriéndose a tres despejes bloqueados y otros castigos costosos, tales como el tackle defensivo Lawrence Guy alineándose por delante del centro largo durante un despeje el domingo para regalarles a los Dolphins un primer intento en la derrota 33-24 de New England.

En el panorama general de la temporada 2021 de Belichick, Zolak ve una combinación de los primeros y últimos años de las dos décadas del equipo con el mariscal de campo Tom Brady.

"Todos sabemos lo que fue al principio, muchos veteranos mayores con algo que demostrar y un mariscal de campo joven que desarrollaba. Encontraron su camino", sentenció. "Después, tenías al quarterback como el veterano y estás lidiando con una defensiva joven y un ataque que te está cargando. Ahora, creo que tienen un buen equilibrio".

¿Dónde se ubica la campaña del 2021 de Belichick entre sus mejores trabajos como entrenador con los Patriots? Si bien los oficiales pueden castigar esta lista por un arranque en falso debido a que la temporada no ha terminado, este es el top-10 de un reportero veterano:

1. 2001: Belichick venía de una temporada 5-11 en su primer año como entrenador en jefe de los Patriots y el equipo estaba 0-2 cuando el mariscal de campo titular Drew Bledsoe sufrió una grave lesión. Los Patriots habían luchado para tener un récord 5-5 cuando Belichick tomó la decisión de quedarse con Brady, su quarterback de segundo año, en uno de los movimientos más importantes de su carrera.

Los Patriots, con lo que el ex gerente general de los Green Bay Packers, Ron Woll, describió como un "equipo formado con descartados", terminó ganando el Super Bowl XXXVI, sorprendiendo a los favoritos St. Louis Rams, 20-17.

Woody era parte de ese equipo.

"Escuchen, definitivamente pueden ponerlo en el N° 1, no discutiré con ustedes", sentenció. "Estábamos 0-2, luego 1-3 y había mucho ruido con la gente preguntando, '¿Es Belichick el indicado?'. Poder navegar por esas aguas y vencer a 'The Greatest Show on Turf' en el Super Bowl ... ¿quién tenía expectativas en el 2001?".

2. 2008: Este fue un año que podría haber hundido a los Patriots, que estaban tratando de recuperarse luego de perder el Super Bowl XLII y ver destrozadas sus esperanzas de una temporada 19-0 en el proceso. Después, Brady se rompió el ligamento cruzado anterior en la décimo quinta jugada ofensiva de la temporada y quedó fuera por todo el año.

"¡Vamos! Ese equipo del 2008, está allá arriba, si no es el mejor, está entre los primeros dos", refirió Woody emocionado. "[el mariscal de campo suplente] Matt Cassel, quien por cierto nunca había sido titular a nivel universitario en USC, ingresó a jugar... sé que tienes todo el equipo a su alrededor, pero piensen en lo increíble que es".

Los Patriots terminaron 11-5 y no calificaron para los playoffs, beneficiándose de lo que algunos vieron como un calendario suave contra las divisiones de la AFC Oeste y NFC Oeste, que estaban en ciclos negativos en ese momento.

3. 2014: "Estamos concentrados en Cinicinnati". ¿Hay algo más que decir? Había pasado una década desde que los Patriots ganaron un Super Bowl. Abrieron la temporada 2-2, con una derrota por paliza 41-14 como visitantes ante los Kansas City Chiefs en un "Monday Night Football" en el que Brady salió del campo en el último cuarto. Recuperarse de eso y terminar ganando Super Bowl con una dramática detención en el último cuarto contra los Seattle Seahawks, fue épico.

4. 2003: Los Patriots se habían perdido los playoffs en el 2002 y después el popular profundo Lawyer Milloy fue cortado la semana previa al inicio de la temporada, una derrota 31-0 en Buffalo con Milloy iniciando para los Bills. Con un récord 2-2, los Patriots nunca perdieron de nuevo, impulsados por una de las mejores defensivas en la etapa de Belichick, en camino a su segundo campeonato de Super Bowl.

5. 2018: Parecían enterrados en diciembre con una devastadora derrota en la última jugada en Miami en la Semana 14 y otra derrota a la semana siguiente en Pittsburgh, solo para reinventarse como un poderoso equipo terrestre durante los últimos cinco partidos en camino a un sorprendente campeonato del Super Bowl. La victoria sobre Kansas City en el Juego por el Campeonato de la AFC fue un anuncio del fútbol americano complementario al estilo de los Patriots encabezado por Belichick.

6. 2021: Tal vez este año se beneficie del sesgo de ser reciente, pero llegar a los playoffs con Jones al frente (muchos pensaron que esta temporada sería suplente detrás de Cam Newton) y tantas piezas nuevas es un mérito de la excelencia de Belichick y su cuerpo de entrenadores.

7. 2016: Cualquier entrenador que dirige a un equipo que se recupera de una desventaja 28-3 en la segunda mitad para ganar un Super Bowl va a tener esa temporada ubicada entre sus mejores simplemente por esa remontada. El ala cerrada Rob Gronkowski se perdió una gran parte de la temporada (25 recepciones), pero la defensiva un promedio de 15.6 puntos --el mejor de la liga-- por partido a pesar de no tener muchas estrellas reconocidas.

8. 2007: Los Patriots estaban cargados, pero escuchar a veteranos como Tedy Bruschi recordar lo que se estaba desarrollando detrás del telón, dicen que Belichick nunca los entrenó más duro que durante esa temporada regular invicta. Nunca hubo un momento de relajamiento. A veces los mejores trabajos de un entrenador pueden venir con los mejores equipos, manteniéndolos luchando por más.

9. 2004: El último equipo en la NFL en ganar campeonatos consecutivos del Super Bowl, los Patriots estaban tan golpeados en la posición de esquinero que tenían al receptor abierto Troy Brown jugando allí. Belichick siempre ha favorecido una rotación en la posición de corredor, pero se montó en Corey Dillon (récord de franquicia en una temporada con 1,635 yardas terrestres) para ganar el título del Super Bowl.

10. 2006: El cuerpo de receptores de los Patriots estaba encabezado por Reche Caldwell (líder del equipo con 61 recepciones) luego que Deion Branch fue canjeado antes que comenzara la temporada. De alguna manera, los Patriots estuvieron a una jugada de llegar al Super Bowl, de no ser por una derrota 38-34 en el Juego por el Campeonato de la AFC ante los Colts de Peyton Manning en Indianapolis. En ese partido, los Patriots extrañaron al profundo Rodney Harrison, quien quedó fuera por lesión en el último partido de la temporada regular.