<
>

Getachew y Ayana se impusieron en Amsterdam

La etíope Almaz Ayana, campeona mundial de 5.000 y olímpica de 10.000 sobre la pista, se estrenó en el Maratón con una victoria en Amsterdam y la mejor marca jamás conseguida por una debutante en la distancia (2h17:20), rebajando en tres segundos el crono primerizo de su compatriota Yalemzerf Yehualaw este año en Hamburgo (Alemania).

Ayana dejó atrás en el último tramo de la carrera a otra debutante de nombre ilustre en la pista, su compatriota Genzebe Dibaba, campeona mundial de 1.500 en 2015, que llegó segunda con un tiempo de 2h18:05 en un podio exclusivo etíope redondeado por Tsehay Gemechu (2h18:59).

Tanto Ayana como Dibaba venían de atravesar años difíciles por las lesiones, que en el caso de Ayana se sumaron al feliz suceso de su maternidad, pero en su debut maratonista las dos demostraron una completa recuperación.

Amsterdam vivió un festival etíope, porque el ganador masculino también nació en el mismo país africano. Tsegaye Getachew se impuso con un crono de 2h04:49 y cinco segundos de ventaja sobre Titus Kipruto, que pretendía devolver a Kenia la hegemonía perdida el año anterior después de nueve victorias consecutivas.

Bazezew Asmare subió al podio como tercero con un tiempo de 2h04:57. A los dos últimos kilómetros había llegado un quinteto para dirimir la última batalla. Otros cuatro kenianos, encabezados por Abraham Kiptoo (2h05:04), se clasificaron a continuación.

Con su triunfo en los Países Bajos, Getachew rompe una reciente racha de triunfos kenianos en grandes maratones: Eliud Kipchoge había ganado en Berlín con nuevo récord mundial (2h01:09), Amos Kipruto en Londres y Benson Kipruto en Chicago.