<
>

Draymond Green, arrepentido de sus acciones ante Charlotte

play
Fuertes declaraciones de Draymond Green sobre el trato hacia los jugadores (2:02)

Sebastian M. Christensen reacciona a las declaraciones de Draymond Green en el que cuestionó el trato de los equipos a sus jugadores en materia de intercambios. (2:02)

El alero de los Golden State Warriors, Draymond Green, admitió que estaba "equivocado" por ser expulsado al final de la derrota del sábado por 102-100 ante los Charlotte Hornets. Reconoció, además, que se sentía peor por este episodio que por ser suspendido para el quinto juego de las Finales de 2016.

"Puedo admitir mis fallas y cuándo me equivoco", dijo Green durante una videoconferencia el lunes con periodistas. "Y estaba equivocado. Y tengo que hacer lo que tengo que hacer para compensar a mis compañeros de equipo ... y como les dije a los muchachos, agradezco el apoyo de mí, pero esa acción no justifica el acto".

"Con el apoyo de los compañeros de equipo viene la responsabilidad, y dejo ir esa responsabilidad. Y entonces pensar que solo porque son mis compañeros de equipo y tengo su apoyo, no significa necesariamente que me lo mereciera en esa situación, porque no lo estaba. Así que les estoy muy agradecido y les debo una", agregó.

Hablando por primera vez desde que cometió dos faltas técnicas y fue expulsado en el juego del sábado, Green abrió su conferencia de prensa posterior a la práctica respondiendo una pregunta sobre su perspectiva del incidente y hablando durante cinco minutos seguidos sobre la situación y lo decepcionado que estaba de sus acciones.

Green fue célebremente suspendido para el Juego 5 de las Finales de 2016 por patear a la entonces estrella de los Cleveland Cavaliers, LeBron James. Pero a pesar de que los Warriors perdieron esa serie en siete juegos, Green dijo que el incidente del sábado lo molestó más porque era algo sobre lo que "tenía un control total".

"Y dejé que ese control se me escapara y, a su vez, dejé que el juego se alejara de mí y de mis compañeros", dijo Green. "Y creo que la razón por la que me molestó más fue porque ... ganar un partido de la NBA no es fácil. Y este equipo joven no lo ha tenido, los muchachos de este equipo no han tenido mucha experiencia en ganar. Y así llevar el juego alejarme de mis compañeros, por los que trabajaron tan duro, fue un poco frustrante para mí porque los decepcioné, destacó.