<
>

Steve Kerr: Draymond Green 'cruzó la línea' con expulsión tardía ante Hornets

play
¡Final inesperado! Draymond es expulsado y Rozier encesta el ganador (1:45)

En la recta final del partido, Draymond Green pierde la calma y es expulsado después de recibir dos técnicas seguidas. Luego, los Hornets ganarían el juego con un tiro ganador de Terry Rozier. (1:45)

El entrenador de los Golden State Warriors, Steve Kerr, admitió que el alero Draymond Green "cruzó la línea" el sábado por la noche cuando fue expulsado en los últimos segundos de la derrota por 102-100 ante los Charlotte Hornets.

La secuencia salvaje que condujo a la expulsión de Green comenzó con 9.3 segundos restantes en el tiempo reglamentario y los Warriors ganaban 100-98, cuando el escolta, Brad Wanamaker, fue atado para un salto del escolta de los Hornets, LaMelo Ball. Después de que el alero de los Hornets, Gordon Hayward, acorralara el balón y cayera al suelo, Green pareció atar rápidamente a Hayward para un salto. Sin embargo, los Hornets recibieron un tiempo muerto.

Green comenzó a discutir con los árbitros y rápidamente fue sancionado con dos faltas técnicas y expulsado, dándole a los Hornets dos tiros libres y el balón. El base de Charlotte, Terry Rozier, se acercó a la línea y metió ambos tiros libres para empatar el marcador a 100.

Segundos más tarde, Rozier drenó un tiro desde la esquina al timbre para darle la victoria a los Hornets.

"Cruzó la línea", dijo Kerr sobre Green. "Eso es lo principal. Amamos su pasión y su energía. No seríamos el equipo que somos sin él, pero eso no le da licencia para cruzar esa línea, y él lo sabe", agregó.

"Su primera técnica fue evaluada cuando dirigió malas palabras a su oponente", dijo Davis, quien explicó la falta y es jefe de staff de los Warriors. "Fue evaluado como su primera falta técnica por burlarse verbalmente de un oponente. Luego procedió a gritar directamente a un árbitro del juego y recibió su (segunda) falta técnica y fue expulsado según la regla", añadió.

Kerr dijo que "no tuvo tiempo" de una explicación en el calor del momento, dado que los Warriors se apresuraban a incluir a Juan Toscano-Anderson en el juego para reemplazar a Green.

Pero lo que molestó a Kerr y al personal de los Warriors ocurrió en la secuencia antes del salto entre dos. Kerr dijo que estaba pidiendo un tiempo fuera antes de que Ball atara a Wanamaker para crear el salto en primer lugar.

"Hay mucho para relajarse", dijo Kerr sobre los últimos segundos. "Pero si solo quieres ir al grano, es una decisión muy difícil en un balón suelto que se convierte en un salto en el que obtienen un tiempo muerto. Especialmente porque en la misma situación exacta, estaba tratando de pedir un tiempo cuando Brad tenía el balón en la parte superior. Así que, dado que sucedió exactamente lo mismo consecutivamente, solo que en realidad teníamos posesión intenté pedir un tiempo muerto. Y luego, al ver la repetición después del partido, es un balón suelto, en realidad está rebotando en el piso, Draymond se lanza tras él; en mi opinión, debería ser otro salto entre dos".

Davis explicó que, a juicio de los oficiales, el empate ocurrió antes de que Kerr solicitara un tiempo fuera. Por su parte, Wanamaker admitió que no escuchó a Kerr pedir un tiempo muerto, pero no estaba seguro de cómo se desarrolló exactamente la secuencia.

"LaMelo ata a Brad antes de que Kerr solicite el tiempo muerto", destacó Davis. "El video posterior al juego confirmó que esta decisión fue juzgada correctamente".

Fue un fallo con el que los Warriors no estaban de acuerdo, pero fue un momento del que Green asumió la responsabilidad. El alero de los Warriors, Eric Paschall, dijo que cuando el equipo regresó al vestuario después del partido, Green asumió la culpa por cometer las dos faltas técnicas tardías.

"Dijo que era su culpa", matizó Paschall. "Y tomó posesión como siempre lo hace como líder. Seguimos 'rockeando' con Dray sin importar qué. Un gran tipo, competidor, así que todo está bien. Simplemente vamos a aprende de ello y tratar de volver, intentar ganar el próximo. Es un gran líder y competidor".

Por mucho que los compañeros y entrenadores de los Warriors respeten a Green, Kerr estaba claramente frustrado con la incapacidad para controlar sus emociones al final del juego. Durante años, Green ha sido un líder de la liga en faltas técnicas, ya que expresa en voz alta su objeción a varias llamadas de oficiales o palabras de oponentes. Pero Kerr ha dicho repetidamente a lo largo de los años que sentía que Green sabía cuándo no cruzar una línea. Esta vez lo volvió a hacer.