<
>

'No podemos darles vida al principio': Ime Udoka dice que los Boston Celtics necesitan un mejor comienzo contra el Miami Heat en el Juego 7

play
El Heat reaccionó y obligó al Juego 7 en el Este (2:02)

Miami evitó la eliminación y el rival de Warriors en las Finales de la NBA se definirá el domingo. (2:02)

MIAMI – De cara al Juego 7 de las finales de la Conferencia Este (domingo 8:30 p.m. ET, ESPN Deportes), el entrenador de los Boston Celtics, Ime Udoka, dijo que es lógico que, después de que su equipo pasó por una montaña rusa en la temporada para llegar a este punto, todo se reduce a que Boston tenga que ganar un tercer juego como visitante aquí en las costas de la Bahía de Biscayne para avanzar a sus primeras Finales de la NBA desde 2010.

"Sí, yo diría que sí", dijo Udoka en una videoconferencia con los periodistas el sábado por la mañana. "No es solo la serie para nosotros, ha sido toda la temporada. Incluso en estos playoffs, no ha sido fácil... mucho de eso se debe a lo que estamos haciendo, y podemos ser mejores, seguro".

"Pero para nosotros, es otra oportunidad. Te pones en esta posición, arriba 3-2, para tener dos juegos para ganar uno. Así que por mucho que te guste la idea de terminarla en tu cancha local, hemos estado arriba-abajo en esta serie, y debido a eso, estamos donde estamos ahora".

Los Celtics tuvieron la oportunidad de eliminar al Miami Heat en casa en el Juego 6 el viernes por la noche, pero Jimmy Butler anotó 47 puntos con nueve rebotes y ocho asistencias en 46 minutos en una gran actuación de todos los tiempos para asegurar un Juego 7 en la contienda.

Pero Boston tampoco se ayudó a sí mismo al tener, una vez más, un mal comienzo, algo que ha afectado repetidamente a los Celtics en esta serie. Otro problema constante, el tercer cuarto, también volvió a ser un lío.

Con su temporada en juego en el Juego 7, Udoka dijo que los Celtics están enfocados en asegurarse de tener un comienzo mucho mejor en lo que podría ser su último juego de la temporada, luego de cometer varias pérdidas de balón por descuido en los primeros momentos del Juego 6 y cayendo en una desventaja de 12-5, esencialmente pasando todo el resto juego tratando de salir del hoyo.

"Mucho tiene que ver con nuestros inicios y tener que venir de atrás durante todo el juego", dijo Udoka, cuando se le preguntó qué causa que los Celtics pierdan su porte durante los juegos.

"Entendíamos la situación en la que se encontraba Miami anoche (viernes) y no jugamos nuestro mejor baloncesto en el primer cuarto defensiva y ofensivamente. Jugamos detrás de la bola ocho la mayor parte del juego. Aunque obtuvimos la ventaja tarde o empatamos la pizarra varias veces, se sentía como si siempre estuviéramos en una batalla cuesta arriba, disparándonos en el pie.

Nos gustaría tener mejores comienzos, presionar un poco al oponente cuando está en esa situación, similar a lo que hicimos contra Milwaukee en el Juego 7. Esa es nuestra mentalidad al entrar [al juego]. Obviamente, de cara a (Miami) queremos comenzar mejor, conseguir canastas fáciles y no darles vida al principio del juego".

play
5:16

Jimmy Butler guía a Miami al Juego 7 en las finales de la Conferencia Este

La actuación del alero fue sobresaliente: combinó 47 puntos (4-8 triples), con 9 rebotes y 8 asistencias jugando 46 de los 48 minutos del partido ante Boston.

Udoka también habló extensamente sobre las formas en que Miami pudo mantener a Jayson Tatum y Jaylen Brown fuera del tablero en la segunda mitad del Juego 6. Después de que las dos alas estelares de Boston anotaron 18 puntos en la primera mitad, se combinaron para tomar siete tiros en la segunda mitad, y solo tomaron uno cada uno en el último cuarto, ya que el Heat hizo todo lo posible para obligar a otros jugadores de los Celtics a vencerlos.

Casi funcionó, ya que Derrick White, en particular, tuvo un juego brillante desde el banquillo. Pero Udoka dijo que es un acto de equilibrio para sus estrellas encontrar a sus compañeros de equipo cuando la defensa colapsa sobre ellos mientras siguen siendo lo suficientemente agresivos como para hacer jugadas para sí mismos.

"Obviamente, al principio del juego, si los persiguen, los alentamos a que se quiten el balón y la defensa se derrumbará y se abrirá para ellos más adelante en el juego", dijo Udoka.

“Son nuestros máximos anotadores y, obviamente, en el último cuarto, los necesitamos para lograrlo [ganar el juego]. Así que tenemos que hacer un mejor trabajo para encontrarlos, darles el balón y colocarlos en lugares sabiendo cómo los defiende el otro equipo".

Era difícil ver un escenario hace cuatro meses en el que los Celtics estarían jugando en este momento, y mucho menos en el Juego 7 de las finales de la Conferencia Este. Ha sido ese tipo de temporada en Boston. Y, dijo Udoka, la resiliencia que su equipo ha desarrollado en esta campaña es algo que puede ayudarlos a hacer lo que hicieron en cada uno de los últimos dos juegos jugados aquí en el FTX Arena: salir con una victoria.

"Hemos sido un grupo resistente", dijo Udoka. “Hemos superado muchas cosas este año. En general nada ha sido fácil, y así ha ido la temporada. Es casi como si tuviéramos que tomar el camino más difícil a veces y ponernos en esa situación, debido a algunas de las cosas que hemos hecho en esta serie.

"[Nosotros] entendemos el panorama general y lo que tenemos frente a nosotros. Nos ganamos la oportunidad de tener dos juegos para ganar uno, y tenemos que terminarlo en Miami ahora".