¿Qué minerales perdemos con el sudor?

ESPN Run

La transpiración es una reacción natural de nuestro organismo para refrigerarnos ante una situación excesiva de calor. No obstante, una sudoración desmesurada puede variar nuestra temperatura corporal y nos hace perder minerales. Veamos cuales son los más comprometidos en estos procesos, y qué puede ocurrir ante un déficit de estos nutrientes:

• Hierro: transporta el oxígeno por la sangre hasta los tejidos, y el descenso provoca cansancio, fatiga y palidez, que se puede complicar originando una anemia ferropénica.

• Zinc: Además de ser necesario para mantener el sistema inmunitario, el zinc interviene en el metabolismo de la energía y forma parte de casi 200 enzimas. También se pierde con la orina, después de una situación de estrés físico o psicológico, como un maratón.

• Cromo: interviene en el factor de tolerancia a la glucosa y regula la cantidad que se almacena en los tejidos. No se pierde en el sudor, pero se ha visto en corredores de resistencia, que el cromo se pierde en mayor cantidad en la orina después del esfuerzo, por lo que no está de más tenerlo en cuenta a la hora de reponerse después de una carrera.

• Magnesio: es el mineral al que culpamos cada vez que tenemos calambres. En el peor de los casos el exceso de sudoración, mezlcado con un golpe de calor o como parte de él, puede producir desmayos (estado al que llega nuestro cuerpo fundamentalmente por una bajada de tensión y a causa del esfuerzo físico, el cerebro no recibe la cantidad de oxígeno necesaria). En términos médicos se le llama a esta situación ” sincope”, ” lipotimia” o ” mareo”.

• Sodio: es el mineral que más se pierde con el sudor. Es un electrolito y posee importantes funciones en la regulación de las concentraciones de los medios acuosos. Nuestros músculos y nervios lo necesitan para funcionar correctamente. Interviene en la contracción muscular y participa en la transmisión nerviosa, por lo que al faltar en niveles adecuados nuestro cuerpo suele experimentar "fallas", que conocemos como calambres.

Por todo esto, recuerda siempre hidratarte correctamente durante todo el día, y cuando hagas ejercicios intensos combina agua con bebidas isotónicas ya que estas últimas contienen en sus fórmulas las sales minerales que perdemos al sudar.

¿Que sueles consumir post entrenamiento?