Hershiser: Urías y Buehler se proyectan como abridores del futuro de Dodgers

play
Dodgers rompen racha ganadora de los Angels (0:48)

Entrenamientos de Primavera 2019 (0:48)

GLENDALE, Arizona -- El lanzador mexicano Julio Urías, de apenas 22 años, sigue creciendo con el objetivo de convertirse, junto con Walker Buehler, en los abridores estelares que los Dodgers de Los Ángeles tengan en su rotación en los próximos años.

Dentro de los Dodgers no hay ninguna prisa para que ese objetivo se cumpla y trabajan en su desarrollo y crecimiento sin ningún tipo de presión, pero con el convencimiento que tienen en su poder a dos grandes promesas que les darán desde el montículo muchas alegrías.

De ahí, que la filosofía del equipo angelino de la Liga Nacional es la de asegurar que tienen ya la madurez suficiente cuando den el salto a esa responsabilidad, siempre que las lesiones no obliguen a anticipar su participación.

Como es el caso que se da esta pretemporada tras la posible ausencia por lesión del estelar, el zurdo Clayton Kershaw, proyectado para ser el abridor en el Día Inauguaral, pero que se encuentra lesionado.

Pero si la salud lo permite, en algún punto Buehler, de 24 años, y Urías estarán al mismo tiempo en la rotación de abridores, lo que significaría tener a dos jóvenes serpentineros simultáneamente en la rotación del equipo californiano por primera vez en mucho tiempo.

Ha pasado un década desde que los Dodgers comenzaron una temporada con dos abridores con 25 años o menos (Kershaw y Chad Billingsley).

Pero más de dos décadas desde que tuvieron a dos lanzadores con esa edad ganando al menos 10 encuentros cada uno como fueron el surcoreano Chan Ho Park y el mexicano Ismael Valdés.

El legendario Orel Heshiser ya tenía 25 años cuando fue novato y por eso tiene un conocimiento real sobre como ve la trayectorias de Buehler y Urías.

''Los dos tienen la oportunidad de ser dominantes por un largo periodo de tiempo'', comentó Hershiser, quien ganó 19 juegos en su segunda campaña.

Al referirse al joven lanzador mexicano, Hershiser dijo que ''Julio (Urías) llegó con una impresionante habilidad de localizar la bola, con una fina y repetitiva mecánica; tal cual lo que uno enseña. Llegó con una gran velocidad y excepcional capacidad de rotar la bola, aunque no con tanta precisión como pensaba''.

''Ahora, ha desarrollado la agresividad, no aprieta tanto la pelota y ha sido más arrogante con sus lanzamientos y esfuerzo'', analizó el exlanzador de los Dodgers.

En cuanto al trabajo de Buehler, Hershiser dijo que Walker ha trabajo más la precisión y localización al realizar lanzamientos que superan las 94 millas por hora (152 kilómetros por hora).

Ver a dos jóvenes lanzadores al frente de la rotación de los Dodgers no es algo común, pero sí existen precedentes como el que se dio en 1983, cuando estuvieron el mexicano Fernando Valenzuela, de 22 años, y el dominicano Alejandro Peña de 24, se combinaron para 27 victorias.

Valenzuela, en 1981, tenía 20 años y Bob Welch 24, cuando los Dodgers ganaron la Serie Mundial.

Por primera vez los Dodgers tuvieron a dos lanzadores de menos de 25 años desde 1970, cuando Alan Foster y Sandy Vance, ambos de 23, estaban en la rotación.

Uno de los mejores dúos en la historia de los Dodgers fue conformado por Don Drysdale y Stan Williams.

Eso se dio en 1961, ambos lanzadores de 24 años se combinaron para 28 triunfos.

Anteriormente, en 1930, ganaron 29 con jóvenes lanzadores, y en 1958, el equipo sumó tres lanzadores de menos de 25 --Drysdale, Koufax y Williams-- y Johnny Podres tenía 25, pero el equipo acabó con marca perdedora de 71-83.