Yankees se alistan para evitar impuesto de lujo por primera vez

NUEVA YORK - Los Yankees de Nueva York se preparan para lograr su objetivo de vencer el umbral del impuesto al lujo del béisbol por primera vez desde que comenzó la sanción en el 2003.

Los Medias Rojas de Boston y los Nacionales de Washington siguen siendo los únicos equipos en camino a pagar el impuesto en su año, de acuerdo con cifras del 31 de agosto compiladas por la oficina del comisionado para clubes y obtenidas por AP.

La nómina de impuestos de lujo actualizada de los Yankees es de $192.1 millones, un aumento de $178.8 millones al comienzo de la temporada. Nueva York terminará por debajo del umbral de $197 millones de este año, incluso con posibles bonificaciones de rendimiento de $500,000 para el lanzador CC Sabathia lanzando 155 entradas y $125,000 para el jugador de cuadro Neil Walker llegando a 425 apariciones en el plato, más la suma de casi $3,000 por día por cada convocatoria de septiembre en listas desplegadas de 40 hombres activos.

Nueva York ha pagado el impuesto en 15 años consecutivos, un total de $341 millones.

La nómina de impuestos de lujo de Boston fue de $238.4 millones el 31 de agosto, frente a los $233.9 millones del día de la inauguración. Eso impulsó el impuesto proyectado para los Medias Rojas líderes de la División Este de la Liga Americana a $11.3 millones de $9.4 millones. Boston, que tiene el mejor registro en las Grandes Ligas, sumó al lanzador Nathan Eovaldi y al segunda base Ian Kinsler antes de la fecha límite del 31 de julio.

La nómina de impuestos de lujo de Washington fue la segunda en $203.9 millones, un aumento de $201.1 millones que elevó el impuesto proyectado de los nacionales casi eliminados a $2.1 millones de $1.2 millones.

Ambas figuras pueden subir debido a los bonos ganados y llamadas.

San Francisco recortó levemente la nómina de impuestos de lujo a $195.3 millones de $196.7 millones en el día de la inauguración.

Los Dogers de Los Ángeles son los siguientes en $194.5 millones, un aumento de $182 millones en el día de apertura. Los Dodgers han tenido la factura de impuestos más alta durante las últimas cuatro temporadas y han pagado casi $150 millones en los últimos cinco años.

Nueva York y Los Ángeles están listos para restablecer sus tasas impositivas base del 50 por ciento al 20 por ciento del monto con respecto al umbral del próximo año de $206 millones. Eso los pondría en una mejor posición para encabezar una clase de agente libre que incluye a Bryce Harper, Manny Machado, Josh Donaldson y potencialmente a Clayton Kershaw, quien tiene el derecho de optar por no participar de su trato con los Dodgers.

La tasa de impuestos base de Boston fue del 30 por ciento en 2016, pero se restableció al 20 por ciento porque los Medias Rojas cayeron por debajo del umbral el año pasado. Bajo el recargo en el acuerdo de negociación colectiva que comenzó el año pasado, la tasa para los Medias Rojas aumenta a 32 por ciento sobre el monto por encima de $217 millones este año y a 62.5 por ciento sobre el monto por encima de $237 millones.

Debido a que Washington pagó el impuesto el año pasado, la tasa base de los Nacionales es del 30 por ciento.

Las tarifas base aumentarán el próximo año a 30 por ciento para Boston y 50 por ciento para Washington.

Las nóminas de impuestos de lujo se basan en los valores anuales promedio de los contratos de todos los jugadores en las listas de 40 hombres e incluyen $14.044.600 por equipo en los beneficios.